cuuuu

Nada mal para no tener siquiera una semana e ir tomando forma poco a poco. El costeño Cheslor Cuthbert erupcionó en el encuentro de ayer frente al Oriental de Granada. El Big Leaguer y cuarto bate de los Indios del Bóer decidió el partido, bateó un cuadrangular que todavía viaja sin tocar tierra, empujó cuatro carreras y ligó tres imparables. Las señales de la máxima figura del béisbol en la actualidad están latentes, y el mánager rival las menospreció, cuando prefirió enfrentarlo obviando su historial, pero mala decisión, Cheslor le hizo tener una noche de pesadilla, que al final terminó en victoria para la Tribu 10-7.

En el primer turno Cuthbert fue dominado con un elevado al jardín central,  luego en el cierre del tercer episodio, el costeño nuevamente entró en la caja de bateo y con su imparable al jardín izquierdo empujó la tercera carrera del Bóer, haciendo anotar a Arnol Rizo, luego en el cierre del cuarto inning fue dominado en un roletazo de segunda a primera, regresando en el séptimo episodio con un infield hit al campo corto y con el partido 7-7, Cuthbert volvió mejor que nunca en el octavo, luego de un imparable de Maykel Cáceres, sacrificio de Rizo, el mánager Juan Vicente Anglada le dio la base por bolas a Vladimir Frías y posteriormente ¡Zas! La pelota se internó a la profundo, jonrón del cuarto leño de los Indios.

Con esta victoria el Bóer se coloca en la tercera posición a tan solo juego y medio del primer lugar. Este domingo en Chinandega a las 11:00 la Tribu se mide a los Tigres. 

15253541 1337063323022830 7235068116972821819 n

Alex Bosher fue adquirido recientemente por los Indios del Bóer en sustitución del abridor dominicano Luis Hernández. Bosher tiene mucho respaldo al hombro. Viene de ser al máximo ganador en la Liga Independiente de la Asociación Americana, la cual es catalogada con un nivel AA, conquistó 12 triunfos y perdió tres veces jugando con Wingnuts, pero lo llamativo es que es un lanzador de retos. Le dieron un chance de ser abridor luego de estar como relevista tras la lesión de Anthony Capra y no defraudó, en su primera aparición lanzó juego completo. 

Ahora es el turno de medir su estrella con la Tribu, la directiva recibió las indicaciones del mánager que necesitaban reforzar el pitcheo y las piezas se movieron. Bosher desde los cuatro años se enamoró del béisbol, luego Alex actuó en la escuela secundaria por Donelson Christian Academy. En 2006-2007 fue nombrado el Súper Estudiante de segundo año por la Asociación de Entrenadores de béisbol Tennessee y ganó Todos-Distrito honores 8-AA-en temporadas consecutivas. Su éxito le valió muchas miradas por los ojeadores de la universidad, pero Alex decidió que la Universidad de Tennessee-Martin era el lugar que quería ir, sobre todo teniendo en cuenta que su madre había actuado allí como un jugadora de baloncesto, según Robert Pannier de Minor League Report.

En el año 2013 el mundo se le cayó encima. Después de su éxito y progresión constante le realizaron la cirugía Tommy John y su recuperación tardó al punto que sus números no eran los mismos. Muchos se hubieran retirado del béisbol, pero este guerrero de la vida siguió luchando por sus sueños y dos años después su brazo estaba intacto. "Sé que había luchado mucho, pero me sentía muy bien después de la cirugía. Tomó un par de años, pero yo sabía que mi brazo se recuperó y me sentía mejor que nunca ", aseguró para medios norteamericanos.

Su números totales esta temporada a parte de los 12 triunfos, fueron: 123 inning lanzados, 21 bases por bolas, 66 ponches y una efectividad de 3.29.

ReyCD_2016_11_18_36458.JPG

El pelotero nicaragüense Everth Cabrera llegó a Cuba en agosto pasado para ser atendido en la clínica Villa El Cocal, de la provincia de Holguín, debido a un problema de adicción al alcohol. A sus 30 años, ya ha jugado en las Grandes Ligas y en el equipo nacional de su país.

El torpedero jugó en las Grandes Ligas de 2009 a 2015 y, aunque nunca participó en la temporada completa, sí tiene en su haber un título de bases robadas en 2012 (44 en 48 intentos) con San Diego Padres, y una nominación al Juego de las Estrellas en 2013, en el que no participó por lesión.

En partes de siete temporadas (en las que rebasó el centenar de partidos solamente en dos ocasiones), el “pinolero” —quien estuvo con su país en el torneo Clasificatorio para el Clásico Mundial de béisbol celebrado en Panamá en 2012 bajo las órdenes de El Presidente, Dennis Martínez— robó 138 bases y fue puesto out en 38 ocasiones, al tiempo que disparó 450 imparables, entre los que cuentan 73 dobles, 20 triples y 12 cuadrangulares, compilando .246 al bate. A la defensa, cometió 68 errores como campocorto, desde donde promedió .967 y tuvo un factor de rango de 4.35.

Un día antes de su partida de la Ciudad Cubana de los Parques, donde además de su rehabilitación tuvo sesiones de entrenamiento en el estadio Calixto García Íñiguez con Manuel “Pachi” Cabrera, decidió conceder una entrevista para ahora.cu.


¿Cómo has sido tratado por los especialistas de rehabilitación y deportes en Cuba?

De verdad que me siento bastante contento y agradecido con el pueblo cubano y el recibimiento que me han hecho. Me han dado una oportunidad única de tratar de recuperarme de mi adicción al alcohol. Le agradezco mucho a Florencio Suárez, quien ha estado conmigo todos los días, a “Pachi” Cabrera, y en general a todos los doctores y especialistas que me han brindado su mano.

Sabemos que has visitado el estadio Calixto García, ¿qué te ha parecido el nivel del béisbol cubano?

Tenía referencias de la pelota cubana, de la cual se dice que es amateur, pero es de un nivel fuerte. Se pueden ver la experiencia de los peloteros y lo competitivos que son. Además, le ponen mucha intensidad al juego, creo que la Serie Nacional tiene buen nivel. Se han ido muchos peloteros últimamente hacia el extranjero, me dicen, y eso ha bajado la categoría de esta pelota. He visto igualmente a muchachos del Sub-23 y el Sub-18, quienes tienen mucho talento. Los cubanos viven la pelota.

¿Cuáles son sus planes futuros: jugará en el certamen profesional nicaragüense o intentará volver al máximo nivel?

La idea es regresar a Nicaragua e integrarme al equipo Indios del Bóer capitalino. Trataré de empezar a jugar y demostrar que todavía puedo, que estoy listo y quiero competir todos los días. Deseo que mi equipo gane y voy a ayudar. Restaría ver que aparezca un scout y me den otro chance.

Robó 44 bases en 48 intentos en un año en la Liga Nacional y sin jugar todos los pleitos (115)...

Fue una temporada excepcional, diría que la mejor que tuve, pues empecé en Triple A y me subieron después. Tenía el paso muy bien y daba el brinco perfecto. Tuve la ayuda de Rick Rentería, hoy mánager de Los Medias Blancas de Chicago, quien estudiaba a los lanzadores, esencialmente a los zurdos. Fue un año casi perfecto, inolvidable para mí.

¿Cuán difícil es para un pelotero latino adaptarse a la vida de Grandes Ligas?

Uno se adapta al nivel de Grandes Ligas porque ve la competencia y el instinto del ser humano te lleva a exigirte. Esa parte de querer demostrar es la más difícil. La vida en ese nivel lleva muchas distracciones y uno tiene que mentalizarse de manera positiva. Llegar es relevante, pero mantenerse es todavía más.

ReyCD_2016_11_18_36442.JPG

 ¿Cómo fue tu experiencia con Denis Martínez, cuando te dirigió en el Preclásico?

Es un pelotero de respeto, pues fueron 23 años en la Gran Carpa, tiene un juego perfecto y es el máximo ganador de los latinoamericanos. Me dirigió en Panamá. Está empezando una carrera nueva como director de equipo. Hizo un buen trabajo con un elenco que no tenía la calidad suficiente. Siempre y cuando se lo proponga, también se destacará como mentor.

¿Qué lanzadores te fueron más difíciles en la División Oeste de la Liga Nacional?

Esa División tiene el mejor pitcheo de la Liga Nacional, así se lo valoran. Todo equipo de Grandes Ligas es complicado y tienes que salir como guerrero desde que suene la campana. Hay que enfrentar a muchos serpentineros de calidad en pocos días. Félix Hernández, Aroldis Chapman (de perfil zurdo) y que lanza 103 millas, (Clayton) Kershaw, (Madison) Bumgarner, a esos me costaba batearles. En cada rotación, de cinco monticulistas, tres son de excelencia.

ReyCD_2016_11_18_36399.JPG

 

¿Qué te parece que tres mentores cubanos estén dirigiendo en la pelota profesional de 

Eso ayudará a mi país. El año pasado tuve la oportunidad de hablar con Germán Mesa y Omar Linares, con el segundo sobrebateo. Linares, para mí, hubiera sido en Grandes Ligas un futuro Salón de la Fama y Mesa se hubiera llevado de siete a diez Guantes de Oro. Son peloteros de mucho kilometraje internacional, con mucha historia. También junto a ellos está Juan Padilla y eso indiscutiblemente que nos dará calidad.Nicaragua?

 

 

6df4923cb20211e680aa0eb04a1bba78

Anoche jugando en el Efraín Tijerino Masariego el conjunto de los Indios del Bóer aplastó a los Tigres de Chinandega al derrotarlos 23-5. Los capitalinos vengaron la derrota de la noche anterior en Managua, estableciendo un nuevo récord de imparables para un juego con 28, superando su propio récord en el 2011, según las estadísticas de la LPBN, además implantó otro récord con más hits conectados en un episodio con 15, rompiendo al que poseía el Chinandega (11).

Sin embargo, no solo esos récords impuso la Tribu, en la rama de las carreras anotadas, dejó atrás las 11 anotaciones en un inning del Chinandega, ahora son 14. Asimismo, Janior Montes se convirtió en el primer pelotero con tres imparables en un episodio, de acuerdo a LPBN, además los dos dobles de Daniel Mateo en una misma entrada empató a José Mavalé en el 2005.

Por otro lado, los jugadores que hicieron erupción en el juego fueron Jilton Calderón con dos jonrones y cinco empujadas, Arnol Rizo (6-4), Javier Robles (4-3) y un cuadrangular, Maykel Cáceres (6-3) y Janior Montes (6-3). El Big Leaguer Cheslor Cuthbert conectó un imparable y empujó dos carreras, salió por molestias del partido, pero está recuperado para la acción mañana.

La Junta Directiva del Bóer informa a la crónica deportiva y público en general, que nuestra máxima figura en las Grandes Ligas, el costeño Cheslor Cuthbert debutará el próximo 20 de noviembre con los Indios del Bóer. El comisionado de de la XII Liga de Beisbol Profesional Nacional (LBPN) recibió la autorización oficial por parte de MLB y Kansas City para que la afición capitalina se deleite con el astro pinolero.

Divulgación y Prensa

2015 Todos los derechos reservados Empresa Deportiva Boer S.A